viernes, 5 de agosto de 2016

lunes, 18 de julio de 2016

Muffins a la Italiana



Seguimos sin horno en casa… Y voy a tener que ponerle remedio cuanto antes porque aunque es verdad que hace calor, hay muchos platos que apetecen también en verano y que se tienen que hornear sí o sí. Las tartas saladas o los muffins salados por ejemplo. Se comen templados o fríos  y acompañados por una buena ensalada son un picnic o una cena perfectos!!!

Estos los preparé a principios de verano y se vinieron con nosotros a un picnic en la montaña. Están riquísimos, la mozzarella y el calabacín les dan humedad y el toque de hierbas aromáticas les da un sabor a mediterráneo único. 

Sé que lo de encender el horno en algunos sitios es un “deporte de riesgo”, pero de verdad que no es mucho tiempo y el resultado merece la pena!!

Y yo a ver si decido ya que horno compro y puedo volver a disfrutar de estas delicias!!



INGREDIENTES
2 huevos
100ml leche fría
25ml aceite de oliva
Unas hojas de albahaca, perejil  y salvia
4 anchoas
1 diente de ajo
2 cucharaditas de azúcar moscabado
1 cucharadita sal
275g de mozzarella cortada en cubitos
1 calabacín grande rallado
275g de harina
3 cucharaditas de levadura química (tipo Royal)
Semillas de amapola (opcional)

ELABORACION
Precalentamos el horno a 200º.
Trituramos el aceite de oliva junto con las hierbas aromáticas, las anchoas y el diente de ajo.
En un bol grande, batimos bien los huevos y entonces agregamos todos los ingredientes excepto la harina y la levadura. Mezclamos hasta que quede uniforme.
Colocamos papeles de muffin en el molde. Tamizamos la harina y la levadura y la vamos añadiendo a la mezcla hasta tenerla toda incorporada.
Rellenamos los moldes hasta las ¾ partes, espolvoreamos con semillas de amapola  y horneamos durante unos 25 minutos hasta que crezcan y se doren.





viernes, 15 de julio de 2016

Pincho de guacamole con sardina marinada


Viernes de verano. Soñamos con el fin de semana. Y no nos queremos complicar demasiado. Siempre os lo digo, pero es que es muy verdad, en verano no paramos en casa y nos gusta preparar comidas ligeras y rápidas. Ya llegará el invierno y con el los fines de semana en casita...

Este fin de semana tenemos planes muy chulos tanto con el grupo de amigos del trabajo como en familia, hay que disfrutar de cada momento!!!. Y no os penséis que son planes caros, nada de eso. Son cositas simples que se disfrutan en compañía y que quedan grabadas en la memoria... Que ganas de que sean las 5 de la tarde!!!.

Total, que como os decía no tendremos mucho tiempo para cocinar. Así que tiraremos de platos fríos y cositas rápidas. Y para muestra, estos riquiiiiiiisimos pinchos de guacamole con sardinas marinadas. Las sardinas están de plena temporada y hay que aprovecharlas que son sanísimas y muy buenas. Y como no a todos nos gusta el olor que despiden al cocinarlas, que tal si las  marinamos?? Quedan muy sabrosas y es muy fácil de hacer.

Os animáis??

INGREDIENTES
Para las sardinas marinadas:
4 sardinas hermosas
La piel de un limón
Sal gorda
AOVE

Para el guacamole:
1 Aguacate que este al punto de maduración
1 tomate pequeño bien maduro
Media cebolleta
Unas hojitas de cilantro
1 lima
Sal

Pan de coca (o tostadas, o pan normal....)


ELABORACION
La noche de antes ponemos a marinar las sardinas. A mi me gusta hacerlas durante 10 o 12 horas, si las dejo mas tiempo me parece que quedan demasiado saladas. Para marinarlas, les quitamos la cabeza y las vísceras.  Las ponemos en un recipiente cubierto con sal gorda y las cubrimos bien. A la mañana siguiente, las lavamos, las secamos, les quitamos la piel con cuidado y con ayuda de un cuchillo afilado separamos los lomos de la espina. Las ponemos en otro recipiente. Tal y como las vamos poniendo las regamos con aceite de oliva y la piel de limón rallada.  De este modo se pueden conservar unos 5 días en la nevera.

Para hacer el guacamole ponemos en un bol el aguacate troceado, el tomate y la cebolleta picaditos y un poco de cilantro al gusto. Machacamos con ayuda de un tenedor (a mi me gusta rustico, pero si no os gusta esta textura, lo podéis triturar). Sazonamos con zumo de lima y sal al gusto.

Tostamos ligeramente el pan de coca (o cualquier otro pan que os guste). Ponemos un poquito de guacamole sobre cada trozo y un lomo de sardina. Regamos ligeramente con el aceite de las sardinas. Hay que comer de inmediato!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...